Mayo, 2015

06may(may 6)7:00 pm09(may 9)11:00 amNueva edición del taller de la Escuela de Escritura: Reaprender a narrar

Hora

6 (Miércoles) 7:00 pm - 9 (Sábado) 11:00 am

Detalle

Muchas personas se quedaron sin plaza en la primera edición del taller Reaprender a narrar con Marta Sanuy, escritora, profesora de creación literaria y directoria pedagógica de la EscueladeEscritura.com. Esta vez, el taller será las tardes de miércoles 6 de mayo y del viernes 8 (de 19 a 21:30) y la mañana del sábado 9 (de 11 a 14h). Si estás interesada o interesado, escríbenos a info@lavoragine.net Los cupos son limitados y el aporte sugerido por los tres días de taller es de 10 euros. Te esperamos.

El taller

Antecedentes todos: la literatura oral, las tragedias, los pliegos de cordel, el teatro, los culebrones televisivos, el cine, las canciones y sobre todo la conversación a la hora de la fresca. Todo es lenguaje y el lenguaje desde siempre inventa sus terapias, basta recordar la más reconocida: la catarsis griega. La mayoría de los humanos ha utilizado la narración para contarse, proyectarse, reconocerse a sí mismo y a los otros. Narrar es una tarea grupal que consiste en que alguien me cuenta algo y yo se lo cuento a otro, como se me olvidan detalles los aporto con mi imaginación, lo mismo hace quién me está escuchando y los relatos se van enriqueciendo hasta no ser verdad ni mentira ni pertenecerle a nadie. La narración es un tejido hecho entre todos y en el que todos hemos de participar. O eso sucedió hasta después de la primera guerra mundial, cuando Walter Benjamín data la muerte del narrador, asesinado por “el novelista”. “El novelista” es alguien que nos cuenta a los demás desde una torre de cristal, es omnisciente y nos convierte en meros receptores, juega a dios y nos da las conclusiones deglutidas. En la novela todo es vertical, mientras en la narración todo es horizontal. Pero cuando decimos “novelista” no nos referirnos a los autores de novelas exactamente, queremos referirnos a los mensajes de una sociedad regida por intereses que nos indican lo que hemos de pensar de nosotros mismos, generalmente en términos de éxito y fracaso que resultan destructivos. Desde este punto de vista queremos intentar la desprogramación o desaprendizaje de unos modelos que nos cosifican y creemos que no hay mejor manera de hacerlo que recuperando al narrador que todos somos potencialmente.  

¿De qué va este taller?

En este taller partimos de la premisa de que somos como nos contamos, por eso, mejorar nuestra relación con nosotros mismos y con nuestro entorno tiene que ver con contarnos mejor: con más flexibilidad, con más conocimiento del lenguaje y, sobre todo, con más consciencia. Sin nuestra intervención el lenguaje se convierte en una máquina de repetir fórmulas vacías y nosotros en su correa transportadora. Pensamos con el lenguaje, modificar y enriquecer nuestra vida depende de cómo sea nuestra relación con él. El taller pretende ofrecer herramientas para liberarse de las narrativas opresivas y repetitivas, para aumentar la capacidad de atención y, sobre todo, para ayudar a los participantes a relatar de un modo distinto y más gratificante su propia historia. Cuenta con una larga tradición la utilización de las artes en el ámbito de las terapias psicológicas y psiquiátricas, sin embargo creemos que no están suficientemente consideradas las posibilidades de la formación narrativa y literaria en el ámbito de la intervención social. Nuestra tarea como talleristas no se adentra en terrenos clínicos, para los que no estamos capacitados, sino literarios y sociales, no obstante en la elaboración del programa se han utilizado bibliografías terapéuticas, así como análisis antropológicos, históricos y simbólicos. Para llevar a cabo nuestra propuesta utilizaremos tres estrategias:
  • La narrativa oral.
  • La narrativa escrita.
  • La narrativa por medio de pinturas, fotografías, vídeos, películas, etc.

Organizador

La Vorágine